Marilyn Monroe: ” Sé que nunca seré feliz pero puedo ser muy alegre”.

Cincuenta años más tarde tengo encima de mi mesilla la misma botella de Dom Perignon y los mismos barbitúricos. Las mujeres honestas me calificaban de cínica. No creo haberlo sido. De haber sido el cinismo un rasgo de mi carácter,  hubiera sobrevivido.

Los sueños rigieron mi destino: de niña para evadirme de una infancia errática: “de oca a oca y tiro porque me toca”. En cuanto a los malos tratos y abusos sexuales, pedir datos a mi psiquiatra.

En la adolescencia, apreté los puños ¡soñé más que nadie! Me convertí en estrella.

Cuando una llega a lo más alto, ya no es posible soñar. La cima es tan alta que cuando una se cae, se rompe. Pega los trozos, se vuelve a romper, faltan trozos. La ronda infernal se torna cada vez más veloz: “de bofetada en bofetada y me tiran porque les toca”. Hasta hundirse en el barro.

Cincuenta años más tarde, no me tomo la molestia en salir de la cama. me he tomado el día libre. Quizá escriba algo, me gusta escribir. Sobre todo poesía.

Cuando caiga la noche me tomaré los somníferos y el champagne. Adoptaré una pose muy sexy,  pondré cara de payaso y le haré burla a la soledad (muñeca de ojos colgando, tiritona bajo los abrigos de piel, abrazos rotos en cadena hasta tener pavor al roce del otro).

No perderé ni un segundo en llamar por teléfono. Apagaré los focos, la cámara de fotos, dejaré en la cuneta a la mujer inadaptada e inestable para descansar entre sábanas con olor a limpio.

A poet to his beloved.

I bring you with reverent hands

The books of my numberless dreams,

White woman that passion has worn

As the tide wears the dove-grey sands,

And with heart more old than the horn

That is brimmed from the pale fire of time:

White woman with numberless dreams,

I bring you my passionate rhyme.

William Butler Yeats.

18 pensamientos en “Marilyn Monroe: ” Sé que nunca seré feliz pero puedo ser muy alegre”.

    • Gracias Araceli! Siempre me ha conmovido Marilyn y después de leer un libro sobre su relación con su psiquiatra y su libro de poesías, mucho más!
      un abrazo

  1. Anne: te superas relato a relato. Este es el mejor poema que hubiera escrito Marilyn de haber sido plenamente consciente de las consecuencias de su decisión definitiva (consecuencias que aún no han dejado de serlo…). Porque lo que has escrito no es un relato, Anne: es poesía en estado puro.
    Un abrazo.

    • Albert, me conmueves. Deseaba hacer un pequeño homenaje a Marilyn, considerada como una mujer superficial,( pura fachada, muro para protegerse) cuando era todo lo contrario.
      Un abrazo.

  2. Absolutamente de acuerdo contigo, Anne. Jamás pensé que Marilyn fuera una mujer superficial, sino más bien una víctima de su éxito, que le hizo perder la ilusión y, por supuesto, la felicidad de una niña que se había hecho mayor a tropezones. Fueron muchos quienes abusaron de ella, pero ella jamás se benifició de nada, sino al contrario. Eso, el horror que acabó produciéndole el mundo que la rodeaba, la llevó a la autodestrucción. Gracias de nuevo por mostrar tu sensibilidad, por haberla comprendido tan bien y por rendirle este bello homenaje, que comparto.

    • Albert, estamos totalmente de acuerdo! Marilyn era sin duda una neurótica. Vivió todas las desgracias y toda la fama. Fama, que a mi juicio, perdura, porque era una mujer auténtica. Me parece que la frase suya, la que he elegido como título, es un resumen de ella.
      Gracias, Albert. Un abrazo.

    • zambu te agradezco el comentario. Marilyn tenía toda la belleza, la gracia, el talento, pero no fue feliz. Es tan complejo alcanzar, no digamos la felicidad, sino simplemente la paz interior.
      Un abrazo

  3. Bien por el texto querida amiga. En una brevedad nos impactamos de la vida de una mujer que fue definida como la más bella de su tiempo, fue una tristeza que no hubiese visto a la mujer íntima, esa que gusta de la poesía— un abrazo Rub

    • Qué poco conocemos la vida íntima de las personas en general, no te parece? Nos sorprende cuando un drama humano “sacude” a una estrella, pero muy a menudo, no sabemos lo que le ocurre a nuestro vecino de rellano. Triste realidad.
      Un abrazo, amigo rub.

  4. Con esa primera frase te da una idea de como se sentía realmente ,como el lastre de su vida pasada le perseguía ,y le torturaba,pero eso no quitaba para poder aparentar ser feliz,pero el lastre era muy pesado,además que cuando te rodeas de gente vacía,más vacío te sientes y ella solo encontró gente que se aprovecho de ella como un producto que vender ,pero la verdadera felicidad de sentirse a gusto con ella mima,pero cuando se arrastra la tristeza de la niñez de haberse visto rechaza ,sin encontrar nadie que te quiera de verdad cuando más lo necesitas eso marca tu vida para siempre,y por mucho tiempo que pase esa pena se mete dentro y no te deja ser plenamente feliz.
    Pero para mi ,fue una actriz que no la dejaron ser ella misma ,sino interpretar el papel de chica sexy y tontita fácilmente ,manipulable,pero,en la de Niagara,demostró que podía hacer otros papeles ,pero cuando se muere joven la ventaja es que nadie te ve envejecer,y te conservas ,para siempre ,pues ella nunca morirá como mito erótico de su época.

    • Estoy de a cuero contigo guelgar, menos en la última película rodada por Marilyn: The Misfits, poco antes de su muerte.
      Un abrazo.

  5. La última película de Marilyn “Misfits” fue una premonición de la muerte de sus protagonistas. Los tres murieron al poco tiempo.
    Marilyn fue una actriz admirada por muchos y recordada por todos. Es precioso el homenaje que la rindes desde tu blog. Bello texto y bellas fotografías.
    Un abrazo querida, Anne

    • Mercedes, en efecto los Misfits fue una película premonitoria. Si todos recordamos a Marilyn, creo que es porque era auténtica. Te agradezco el comentario de corazón.
      un abrazo.

  6. La bella Marilyn, tan frágil, tan desgraciada. Intenso homenaje que le dedicas con bellas palabras e imágenes. No sabía que le gustaba la poesía. Al menos teníamos algo en común. Espero estar menos neurótica que ella, claro que no tengo que aguantar las presiones de la fama… Un saludo

    • Marilyn es un icono de sexualidad, belleza, encanto e inocencia. Un coctel explosivo. Creo que cualquier ser humano de nuestro siglo tiene algo de neurótico… en mayor o menor medida. Es bueno asumirlo y encontrar una salida positiva a nuestras neuras!
      Un abrazo, Concha.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s