Visitando Normandía. Una poesía.

Olivier  Meriel.

 

 

De: Anne

Para: ti

Enviado: miércoles, 27 de Julio del 2011

Asunto: poesía

Hoy, te llevo de paseo en mi cabeza. Estaba en la playa, acababa de llover…

 

Hay, en el cielo

el mar y la arena,

una transparencia gris

con olor a lana mojada.

Sobre mi piel, hubo tormentas

con sus heridas de salitre

y  el rumor de su oleaje.

La marea se llevó mi cuerpo

como caballo desbocado

allí  donde las tierras movedizas

 del deseo engullen las pisadas

de los muertos adheridos.

El itinerario estaba trazado

en la memoria de mis muros,

en  tu barca que no zarpó,

 y que, amarrada con nudo áspero,

 no se balancea sobre el tejido

 de tu boca (¡cuánto me gustaba su contorno!).

 La niebla cae sobre mi cuaderno,

 justo encima de tu boca.

 

P.S. Espero que deje de llover pronto y vuelva a lucir el sol… este tiempo me vuelve de lo más   melancólica, melancolía que combato con la muy rica y calórica repostería normanda  ¡Mal plan para conservar la línea!

Un abrazo,

Anne